10 Consejos para bajar de peso sin cambiar radicalmente tus hábitos de vida

10 Consejos para bajar de peso sin cambiar radicalmente tus hábitos de vida

Todos tus hábitos, ya sean saludables o no, se repiten con relativa independencia de las intenciones. Esto sucede porque los hábitos se desencadenan por algún recordatorio, ya sea una hora específica, un estímulo visual, una persona o simplemente el ambiente que nos rodea. Este último es capaz de generar una respuesta automática e inconsciente. Con ello se quiere decir es que todos nuestros hábitos ya sean de alimentación o no, se desencadenan bajo el mismo ambiente o contexto, y es nuestro cerebro el que es capaz de asociar un hábito con un lugar y un momento específico.

Se ha demostrado que un cambio de ambiente, permite que tus hábitos de alimentación cambien, porque todo tú alrededor influye en tus decisiones sobre la comida. Por ello si nuestro objetivo es bajar peso de forma totalmente natural, sin recurrir a grandes cambios en nuestra vida, debemos de empezar hacer cambios de ambiente y sobre todo no olvidar cual es el objetivo propuesto.

Con estos 10 cambios lograrás además de bajar peso, cambiar tus hábitos de vida de forma saludable.

  1. Sustituye alimentos. Un estudio de la revista New England Journal Medicine indica que comer  yogur y frutos secos de cáscara dura como la nuez o almendras ayudan a bajar peso de forma más rápida y efectiva que con las dietas de fruta. También es bueno eliminar completamente
  2. Comer lento. Ingerir alimentos rápido reduce la segregación de las hormonas que generan la sensación de saciedad, lo cual lleva a comer en exceso. Por ello, es aconsejable comer despacio, sin prisas y disfrutando de cada bocado.
  3. Duerme. Es aconsejable dormir las horas establecidas ya que según un estudio de la Universidad de Chicago, cuando estás realizando una dieta para adelgazar, tener un sueño ininterrumpido durante la noche quemarás mayor cantidad de grasa.
  4. Bebe mucha agua. Durante el encuentro de la Sociedad Americana de Química (ACS), se presentó un ensayo que reveló que beber dos tazas de agua antes de dormir previene la obesidad y beneficia la pérdida de peso. Es aconsejable que durante el día bebas  casi 2 litros de agua en periodos interrumpidos.
  5. Disminuye la cantidad de alcohol. El alcohol contiene una gran cantidad de calorías, y además, deshidrata las células y hace que el metabolismo sea más lento. De igual modo evita las bebidas gaseosas ya que impiden que tengas sensación de saciedad y además no hidrata tu cuerpo. Sustitúyelo por zumos naturales.
  6. Come más seguido. Las colaciones son fundamentales para encarar una dieta ya que evitan la sensación de hambre. Estas deben de ser bajas en calorías por lo que lleva siempre encima alguna pieza de fruta o un puñado de frutos secos.
  7. Evita comer cerca de “pantallas”. De acuerdo con la revista Amerian Journal of Clinical Nutrition, comer cerca de pantallas como la de la televisión o la de un ordenador, hace que tu apetito aumente, debido a la publicidad constante sobre alimentos, sobre todo los que contienen grasas saturadas o con un alto porcentaje de azúcar.
  8. Incorpora alimentos con calcio a tu dieta. Investigaciones científicas realizadas en la Universidad de Wisconsin, Estados Unidos, afirman que los alimentos ricos en calcio son útiles para perder peso, ya que influyen sobre el metabolismo de las células adiposas.
  9. 30 minutos de ejercicio. En el ejercicio “menos es más” según estudios de la Universidad de Copenhague demostraron que 30 minutos de ejercicio diario son igual de efectivos para perder peso y ganar masa corporal.
  10. Aumenta las proteínas. Este tipo de nutrientes, animales y vegetales, protegen a los músculos para que cuando pierdas peso sea de grasa y no de masa muscular y brindan una mayor sensación de saciedad.

No es necesario hacer cambios drásticos en tu vida para conseguir bajar de peso. Basta con seguir unos patrones de vida más saludables. Por ejemplo, si te apetece un gin tonic, puedes probar con cualquiera de nuestras variedades de Ginsin. Una copa de Ginsin con tónica tiene 90 calorías. Menos de la mitad que un Gintonic normal.

Publicado en Vida Sana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *